Por: Diego Sanhueza

Ansioso y trabajando duro se le ve al “Pitbull” Rivas, quien se encuentra preparando su próxima pelea acompañado de sus entrenadores en Temuco.

Como un niño cuando cumple un sueño, el deportista, de 26 años, no oculta su evidente emoción por lograr pelear en Chile, ya que, trabajó duro para aportar un grano de arena en la histórica llegada de la UFC a nuestro país.

Pero detrás de todos los éxitos acumulados en el último tiempo, hay una historia de sacrificio como estudiante de la Universidad de La Frontera (Ufro) y deportista proveniente de la comuna de Cholchol, perteneciente a la Región de La Araucanía, desde dónde inicio sus primeros pasos para llegar a convertirse en un referente de las Artes Marciales Mixtas a nivel internacional.

Tras un entrenamiento, el apodado “Pitbull” conversa con el Periódico El Informador para contar detalles de su actual éxito profesional y familiar.   

¿Cómo ha sido el camino para posicionarse como el primer chileno que llega a ser miembro de la UFC?

El proceso ha sido largo, difícil y con mucho sacrificio. Un largo camino que he construido junto a mis entrenadores, quienes me han acompañado durante todo el proceso. Estoy contento de poder estar ahí (UFC), de estar peleando y ahora ir por mi cuarta pelea.   

Actualmente estás preparando tu próxima pelea en Chile  ¿por qué decidiste elegir Temuco para entrenar y no Santiago o Estados Unidos como es habitual?

Bueno, por la sencilla razón de que mi entrenador está acá en Temuco y porque aquí están mi hijo, mi señora y mi familia, y estar bien psicológicamente junto a los suyos es fundamental para un deportista.

Me imagino que el hecho de que la UFC llegue a Chile ha sido cumplir un sueño ¿cómo nace esta idea que se termina materializando este año?

Es un sueño hecho realidad para mí, ya que en el momento en que llegué a pelear en la UFC, mi primer sueño fue poder pelear acá en Chile y hoy en día es una realidad porque estamos a un mes de que ese día se cumpla, por eso estamos contentos, con muchas ganas y energía para que ese día llegue luego y pueda demostrar lo que he venido trabajando.

LA FAMILIA

Hace poco fuiste padre de un niño ¿cómo se lleva la paternidad al tener que estar constantemente de viaje y entrenando?

Es bastante difícil, obviamente le ha tocado más trabajo a mi mujer con nuestro hijo, ya que producto de mis entrenamientos y viajes he estado bastante afuera y muy poco tiempo con ellos, pero es parte del sacrificio que hay que hacer. Otras veces me ha tocado estar fuera del país durante varios meses y por ahora estoy acá (Temuco), donde, por último, tengo el consuelo de verlos durante el día.    

Estás terminando tu carrera de Ingeniería Civil en la Ufro, en un futuro ¿piensas dedicarte a las Artes Marciales Mixtas y a la ingeniería?

No, obviamente lo mío son las artes marciales. Además, yo soy un profesional en esto porque es lo que me gusta y mejor sé hacer, ya que lo disfruto y por eso estoy pensando, durante este año o el próximo, abrir un gimnasio en Chile, donde espero aportar con mi experiencia de haber entrenado en los mejores gimnasios en el extranjero, por lo que creo que tengo mucho que aportar y enseñar a la gente.    

¿Crees que en Chile se dan las oportunidades para hacer del deporte una profesión?

Estamos a muchos años luz de que un deportista pueda vivir de esto acá en Chile porque a lo único que se le da cobertura es al fútbol y lamentable éste no ha sido uno de los deportes que más nos ha entregado premios. Hay muchos otros que nos han dado triunfos y que nadie sabe de la lucha diaria de esos deportistas.

Tus inicios parten desde La Araucanía ¿cuál es el mensaje a los jóvenes que muchas veces creen que sus sueños no se pueden cumplir por ser de región?

Yo creo que la única clave del éxito es trabajar duro, enfocándose en lo que uno quiere. El hecho de no tener recursos no es motivo para que uno se rinda porque hay que pelear por lo que se quiere. A mí me tocó pelear por lo que yo quería, ya que vengo de una familia que no tenía recursos, en un pueblo chico, y aun así pude lograr mis sueños. Entonces, si uno trabaja duro por ellos y deja muchas cosas de lado los sueños se cumplen.   

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here