Camino a la localidad de Nehuentúe, en la comuna de Carahue, se encuentra la ruka comunitaria y turística de la Comunidad Mapuche Lafquenche, Manquebur Millaqueo, un espacio de encuentro entre los habitantes de este territorio que de a poco se consolida como un emprendimiento gastronómico ancestral que atrae a todo aquel visitante que quiera disfrutar de las bondades de la costa araucana.

Fue en ese lugar donde el Programa Chile Indígena de Conadi concretó el anhelo de 30 familias de la comunidad al complementar el financiamiento para la construcción e implementación de una cocina y la habilitación de dos baños, sin duda, una infraestructura relevante para el desarrollo organizacional de la comunidad, integrante de la Mesa Territorial Lof Lafquenche, y una oportunidad de negocio para sus integrantes.

Para Juana Curilao, presidenta de la comunidad, este apoyo del Programa Chile Indígena-Conadi viene a coronar la buena organización y esfuerzo de sus socios tras haber concretado recientemente la construcción de una sede con subvención municipal y la edificación de una ruka comunitaria a través de un convenio Conadi – Municipalidad de Carahue.

“Nosotros queremos trabajar en lo que es el turismo porque tenemos una ruka, pero para poder acceder a una resolución sanitaria que nos permitiera avanzar en el proyecto necesitábamos implementar esta cocina y los baños – indicó Curilao- por lo que estamos muy agradecidos con el Programa por este apoyo”, precisó.
Actualmente, esta ruka ubicada a un lado de la ruta hacia Nehuentúe a pasos del Río Imperial, atrae a los visitantes con la venta de la “tortilla de rescoldo” y otros alimentos los que se elaboran en el fogón de la ruka turística, la cual también invita a conocer actividades tradicionales como la confección de la tradicional manta mapuche.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here