La rayuela: una tradición que se niega a desaparecer en Cholchol

0
346

Cada fin de semana cuando cae la tarde y los aromas de los aromos atraviesan las calles cholcholinas se practica el tradicional deporte de la rayuela. El Club Tejo “Los Callejeros” se junta con alrededor de 20 personas que disfrutan uno de los juegos criollos más antiguos populares y folclóricos de nuestro Chile rural.

Hay que colocar en el suelo una plataforma o cajón de 1 x 1 metro rellena con arcilla o barro, atravesada justo en la mitad por una lienza tensada blanca. El jugador se ubica a una distancia de 14 metros y lanza un tejo, o rayuela, que debe caer justo en la lienza. Se obtiene el mayor puntaje si el tejo cae sobre ella y menos puntos mientras más alejado caiga de ella”, expresó con timidez uno de los jugadores.

Originario de los pueblos mediterráneos, con la llegada de los españoles, el juego fue rápidamente adoptado por mestizos y criollos. Con el tiempo se fue perfeccionando y así se incorporaron el cuadro arcilloso, la lienza y los tejos circulares de fierro.

Entretención

El tejo metálico circular pesa más de un kilo, así que cuidado que si te llega te puedo noquear”, expresó entre risas Juan Vivanco.

Los jugadores participan en pareja o en dos equipos y se van alternando los tiros.  Si el tejo toca a la lienza (jugada conocida como “quemada”) ganas doble puntaje. Los puntos se van anulando si son iguales entre los contrincantes, por lo que los partidos pueden tener una duración indefinida.

En 1948 la rayuela fue declarada por el presidente Gabriel González Videla como “deporte nacional recreativo”, lo que fue ratificado por la presidenta Michelle Bachelet, cuyo gobierno promulgó la ley que decreta esta actividad como “símbolo cultural y patrimonio de la nación”.

Nos puede encontrar en el cruce de Perez, en toda la esquina los sábados y domingos. Ya es una tradición para nosotros, nos entretiene y nos mantiene unidos”, expresó Vivanco.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here